Compartir

reacción. Fernando Anduray cree que la desacreditación se debe a que la oposición no ha entusiasmado con sus propuestas.

Tegucigalpa, Honduras.

El dirigente del Partido Nacional y también secretario del Registro Nacional de las Personas (RNP), Fernando Anduray, manifestó que las denuncias sobre irregularidades en los traslados y en la emisión de tarjetas de identidad que ha hecho la oposición se debe a una campaña con la intención de desacreditar las elecciones generales que se desarrollarán el 26 de noviembre.

“Hay una intención destinada de la oposición para desacreditar el proceso electoral.

Algunos candidatos no han entusiasmado con sus propuestas a la gente.

Este es un asunto de estrategia política.

El tema de los traslados electorales, si hubiese un perjudicado por el mal manejo de los mismos, debería ser el Partido Nacional de Honduras”, explicó Anduray.

Según el funcionario, el Partido Nacional controla 78 registros civiles municipales y el Partido Liberal y Libertad y Refundación (Libre), 220.

“En el RNP hay 298 registradores civiles municipales y desde hace unos 15 años se hizo una distribución entre los partidos políticos de esos registros.

De manera que no hay ninguna base para pretender hacer creer a la población que el Partido Nacional ha manipulado los registros civiles municipales”, indicó .

LiderazgoAnduray atribuye a la falta de liderazgo en la oposición las denuncias realizadas.

“Hay que ir a ver a los electores a sus casas, la oposición está dando muestras de una debilidad extrema e incapacidad de liderazgo.

No han podido cautivar y enamorar a los electores hondureños, por lo que han empezado con sus justificaciones para desacreditar al proceso electoral”, aseguró.