Compartir

El Heraldo

Tegucigalpa, HondurasEn una breve ceremonia realizada el 11 de enero, la Encargada de Negocios y embajadora por ley de los Estados Unidos en Honduras, Heide B.

Fulton, aceptó la presidencia pro tempore del grupo de representantes del G-16 en Honduras, de manos del presidente saliente Giorgio Valentini, Representante Residente del Banco Mundial.

El traspaso de la presidencia marca el comienzo de un período de seis meses durante el cual la Embajada de los Estados Unidos servirá como coordinador para la organización de países donantes en Honduras.

En la ceremonia estuvieron presentes los representantes miembros del G-16 y por el gobierno de Honduras, el Ministro Coordinador de Gobierno Juan Ramón Hernández Alcerro.

Dentro de sus palabras, la Encargada de Negocios Fulton dijo: “Asumimos la presidencia durante un tiempo extraordinario en la historia hondureña.

El G-16 se formó en respuesta al huracán Mitch en 1998, cuando la comunidad internacional se unió para apoyar a Honduras en tiempos de crisis.

Honduras ahora se encuentra enfrentando un tipo diferente de crisis.

Un ganador de las elecciones ha sido declarado y reconocido, pero las heridas en la sociedad que aparecieron durante el proceso siguen siendo profundas y tomarán tiempo para sanar.

Aunque la situación actual es diferente de la crisis de la cual se formó este grupo, la necesidad de apoyo de la comunidad internacional permanece”.

Fulton también expresó su esperanza de que el G-16 pueda desempeñar un papel positivo ya que Honduras enfrenta una oportunidad importante para comprometerse en un diálogo amplio que permita a los participantes de toda la sociedad hondureña plantear temas importantes y promover la reconciliación.

La última vez que Estados Unidos lideró el grupo G-16 fue en el 2012.

La organización continúa creciendo en número con la incorporación este año de la República de Corea como miembro observador.