Compartir

Dicen que más grande es mejor, pero en el suculento mundo de los tomates cherry, una compañía israelí está apostando por lo más pequeño. El “tomate gota” es del tamaño de un arándano y la compañía Kedma en el desierto Aravá del sur del país dice que es el más pequeño cultivado en Israel, tal vez incluso en el mundo. Es un orgullo para un país conocido por su innovación agrícola, donde las frutas y verduras se toman en serio y donde se inventaron por primera vez varios filamentos de tomate cherry.

“La idea es que sea cómodo”, dijo Ariel Kidron, un productor de Kedma. “Puedes ponerlo en una ensalada, no necesitas cortarlo. Simplemente explota en tu boca”. La semilla, originalmente desarrollada en Holanda, se modificó para adaptarse a las condiciones de crecimiento árido en el sur de Israel. Rami Golán, del Centro de Investigación y Desarrollo de Aravá Central y del Norte, quien acompañó el proyecto, dijo que el tomate es definitivamente el más pequeño cultivado en Israel, donde esta verdura es increíblemente popular.

El pequeño tomate, más chico que un shekel (la moneda israelí), y se presentará al público en una feria agrícola internacional en Israel a fines de este mes.

Más información en https://www.elsiglodetorreon.com.mx

Deja tu comentario