Compartir

Llamado. El jerarca de la Iglesia Católica dijo que los jóvenes quieren saber que les proponen los políticos para construir un país mejor.

Tegucigalpa, Honduras.

El cardenal Óscar Andrés Rodríguez exhortó ayer a los candidatos de los diferentes partidos a presentar propuestas para construir un “país mejor” y no basadas en insultos.

“Hoy comenzamos un nuevo mes que nos aproxima en esta campaña política a las elecciones, por consiguiente en lugar de estar viendo quién dijo tal cosa o a quién insulto” los políticos deben “hacer propuestas que revelen cuál puede ser el camino mejor” para el país, subrayó Rodríguez.

PropagandaSobre la propaganda política electoral, Rodríguez ha dicho que ojalá sean mensajes de contenido y valor, que no sean mensajes de insulto y para descalificar a otras personas y la oposición.

La campaña electoral no debe estar fundamentada en insultos y en tratar de denigrar al candidato adversario, agregó el religioso en declaraciones a la radio HRN.

Dejar el odioRodríguez enfatizó en que los jóvenes hondureños que ejercerán por primera vez el sufragio en los comicios de noviembre “no quieren saber quién insulta y quién no insulta, quieren saber qué les proponen (los políticos) para construir un país mejor”.

Sin embargo, señaló que lo anterior no se logrará “con división, odio y rencor, ni mirando para atrás; el pasado ya pasó, ahora nos toca construir un futuro mejor y digno de respeto”.

En los comicios de noviembre, en los que participarán diez partidos y el gobernante Juan Orlando Hernández buscará la reelección, los hondureños elegirán a un Presidente y tres designados presidenciales, 128 diputados al Parlamento local y 20 al Centroamericano, y 298 gobiernos municipales.

Honduras celebrará sus décimas elecciones generales desde que retornó a la democracia, en 1980, tras los regímenes militares.

La reelección ha provocado un descontento en la oposición política porque la Constitución de la República no permite esa aspiración bajo ninguna modalidad.

No obstante, un fallo de la Corte Suprema de Justicia de mayo de 2015 dejó abierta la posibilidad de que el Presidente en funciones pueda buscar la reelección, en el caso de Hernández bajo la bandera del gobernante Partido Nacional, con la que ganó las elecciones de 2013.