Compartir

-El primer ministro iraquí, Haidar al Abadi, anunció ayer que el Ejército de Irak dio por finalizada la guerra que ha desangrado al país durante tres años y medio, al anunciar el control de los últimos reductos que el grupo terrorista Estado Islámico (EI) mantenía en el país. “Nuestras fuerzas se han hecho con el control total de las fronteras con Siria”, en las provincias de Al Anbar y Nínive, aseguró Al Abdadi en una comparecencia ante los medios en Bagdad.

El primer ministro agregó: “La victoria fue lograda gracias a la unidad de todos los iraquíes en la lucha contra un enemigo que no pensaba que veríamos este día”.

Sin embargo, en un discurso posterior ofrecido a la nación con motivo del anuncio de la victoria Al Abadi advirtió ayer a los iraquíes de que hay que permanecer alerta ante posibles ataques del grupo terrorista Estado Islámico a pesar de haberlo derrotado. “Pese al anuncio de la victoria final contra EI, tenemos que permanecer alerta para enfrentarnos a cualquier intento terrorista que tenga como objetivo nuestro pueblo o nuestro país”, aseguró. El primer ministro y jefe de las Fuerzas Armadas también apeló a la unión de los iraquíes tras la victoria porque, según él, “es la clave del triunfo”.

“Vuestros territorios han sido liberados por completo, vuestras ciudades y pueblos ocupados anteriormente, han sido recuperados y traídos de nuevo a la patria. El sueño de la liberación se ha hecho realidad”, agregó.

Por su parte, el ministerio de Defensa aseguró que “las fuerzas iraquíes han liberado todo el territorio iraquí de los terroristas y controla todas las fronteras y sus pasos. Los últimos terroristas en Irak han sido eliminados hoy”.

El subcomandante de las fuerzas iraquíes conjuntas Abdelamir Yarala también insistió en que “se ha consumado la liberación de todos los territorios de Irak de las bandas de Dáesh (acrónimo en árabe del EI)” y que sus fuerzas “controlan las fronteras entre Irak y Siria desde el paso fronterizo de Al Walid, hasta el de Rabía”. El oficial explicó que las tropas recuperaron la zona de Al Yazira, ubicada entre Nínive y Al Anbar, con el respaldo aéreo del Ejército y retomaron el control de 90 pueblos y más de 16.000 kilómetros cuadrados.

La coalición internacional contra el EI, encabezada por Estados Unidos, felicitó en un comunicado “al pueblo de Irak por su victoria contra Daesh (acrónimo en árabe del Estado Islámico)” y remarcó que continuarán prestándole apoyo “mientras establecen las condiciones para un futuro seguro y próspero”.

El enviado especial de Estados Unidos para la coalición internacional, Brett McGurk, insistió, en este sentido, en que seguirá el respaldo a las fuerzas de seguridad iraquíes, a su economía y a su estabilización “para asegurar que EI nunca podrá volver a amenazar al pueblo iraquí o usar su territorio como refugio”.

Archivo

Más información en https://www.elsiglodetorreon.com.mx