Compartir

Realizada por el pintor Georgy Iosifovich Rublev, A Factory Party Meeting (Reunión del partido en una fábrica), es la obra de la semana elegida para dar gusto a todos los amantes del arte y para quienes buscan ampliar su conocimiento cultural.

La pieza se eligió también debido a que recientemente fue noticia, ya que formó parte de la primera subasta dedicada al arte soviético que organizó la casa Sotheby’s, en coincidencia con el aniversario del centenario de la Revolución rusa.

La puja incluía 120 lotes, en los que estaban representados 80 artistas que desarrollaron su obra desde los primeros años de la formación de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) hasta su disolución, en 1991.

El cuadro de Georgy Iosifovich Rublev, fechado en 1933, fue la obra más valorada de la venta, al alcanzar un precio de 489,000 libras (651,889 dólares).

La pintura pertenece a un periodo en el que el artista dedicó sus esfuerzos a retratar la vida cotidiana en la Unión Soviética, una época en la que abundan sus representaciones de cafeterías, peluquerías, granjas y otros centros de trabajo.

El artista había sido acusado de ser demasiado formalista, por lo que decidió adoptar temáticas más en línea con el realismo socialista que promovía el régimen soviético.

Más información en https://www.elsiglodetorreon.com.mx